Nacionalismos hispanoamericanos


(2006, enero 26)

http://desechomental.wordpress.com/rincon-protesta-visual-pacifica/latinoamerica/latinoamerica-javier____i___-2/

¿Cuáles son las razones por las cuales las distintas naciones hispanoamericanas decidieron independizarse? Las guerras por la independencia frente a España son el clímax de un largo proceso iniciado al final del siglo XVII. Para entonces la Península perdía el poder que mantenía en la dependencia a los territorios americanos. Fue por esto que con el cambio de dinastía, al pasar a ocupar el trono los Borbones, se buscó también un cambio profundo en la administración, pues si las tierras de América se volvían autosuficientes ya nada las unía a España. Se buscó entonces, con infinidad de nuevas políticas, restringir el actuar de las Colonias y renovar la dependencia Económica y Política. Carlos III echó a andar una serie de medidas que aumentaron las rentas de la Corona y agilizaron la administración, permitiendo que la metrópoli resurgiera con un auge impresionante, pues la base de su régimen era un fortalecimiento del imperialismo, en cierta forma, ya que se imponía incuestionablemente en todo dominio español. Sin embargo generaba descontento entre los habitantes, ya que se incrementaban los impuestos, se reforzaban los monopolios Reales, se restringía el comercio y se burocratizaban los trámites.

Los más descontentos no eran los indígenas, o las castas, como podría suponerse dadas las condiciones miserables en que vivían, por lo general. Los que mayor oposición manifestaban a las nuevas disposiciones eran los criollos, ya que ellos mantenían el poder económico en Hispanoamérica y sus intereses se veían afectados. De hecho son ellos quienes otorgaron a cada región un sentido de nacionalidad, pues al llegar los españoles a América no existían naciones como tales, sino imperios que no gozaban de popularidad y pequeñas poblaciones dispersas a lo largo de todo el continente, que no tenían mucho en común entre sí. Fueron los intereses de los criollos los que unificaron cada región.

Buscaban el libre comercio con otras naciones, reducción de los impuestos, ocupación de cargos públicos importantes, distribución de la tierra. Cada vez era más claro que la Corona no permitiría nada de eso, y por ello los criollos se veían frustrados. Esto hacía hostiles las relaciones con los gachupines, cuya proporción con respecto a la población era cada vez menor, llegando a ser insignificante. La mayoría demográfica ya estaba ganada por los criollos, que podían movilizar con mayor facilidad a otras clases apoyándose en ideales de libertad. Pero nunca de igualdad. Los criollos no querían la igualdad, pues se consideraban superiores a cualquier casta y apoyaban la estratificación como se conocía, con la única pretensión de ocupar el peldaño superior.

Las circunstancias y diversos acontecimientos mundiales de época, como la Revolución Francesa, la Independencia de Estados Unidos o la ocupación francesa de España no incidieron directamente sobre los procesos de independencia en América, pero favorecieron y catalizaron el fenómeno, ofreciendo a los criollos más y nuevas excusas para lograr sus intereses.
Publicar un comentario

Entradas populares